piscinas ourense
 

El OXÍGENO ACTIVO lleva más de dos décadas utilizándose con éxito como tratamiento alternativo al cloro tradicional en piscinas particulares, y al igual que éste se elabora en estado sólido (granulado o tabletas) para una dosificación manual, y en estado líquido para una dosificación automática mediante el equipo apropiado. El principio de la eficacia de este tratamiento es la potente oxidación de la materia orgánica disuelta en el agua de la piscina (incluidos naturalmente los microorganismos patógenos). Todos los métodos de OXÍGENO ACTIVO se basan en una combinación de dos componentes que se complementan y potencian entre sí: COMPONENTE 1 para la desinfección del agua y COMPONENTE 2 para la activación del componente 1 y la prevención antialgas. Es fundamental utilizar ambos componentes de forma simultánea, ya que sólo así se consigue el efecto sinérgico deseado y que la desinfección del agua sea muy similar a la producida por el cloro. Para completar el tratamiento existen productos específicos, como el peróxido de hidrógeno, que se utiliza para realizar desinfecciones de choque cuando es preciso (por cada litro de peróxido dosificado se liberan hasta 400 litros de oxígeno en el agua de la piscina). El tratamiento con OXÍGENO ACTIVO está muy indicado en piscinas cubiertas (donde los vapores y olores del cloro dentro del recinto pueden resultar insoportables); en piscinas de las que habitualmente hace uso un "publico" infantil; cuando alguno de los bañistas asiduos sufre algún tipo de intolerancia a los tratamientos tradicionales con cloro; o en general cuando se quieren evitar los inconvenientes del cloro.

Ventajas Del Oxígeno Activo

La desinfección del agua de la piscina mediante el OXÍGENO ACTIVO, en combinación con una regulación precisa del pH, proporciona un agua especialmente suave y natural, y una experiencia durante el baño muy agradable. Los bañistas pueden disfrutar de un baño prolongado, incluso manteniendo los ojos abiertos durante las inmersiones, sin el temor a sufrir los temidos efectos del cloro: el agua no irrita los ojos ni TRATAMIENTO MEDIANTE OXÍGENO ACTIVO las mucosas; no reseca la piel ni el cabello; no desprende el característico y en ocasiones desagradable olor a cloro; no tiene sabor; no decolora los tejidos de las prendas de baño... Una de las ventajas más importantes del OXÍGENO ACTIVO es su absoluta compatibilidad con otros tratamientos de desinfección del agua, como el cloro o el bromo. Esto permite cambiar de un tratamiento a otro en cualquier momento, por ejemplo durante los períodos vacacionales.

Consideraciones A Tener En Cuenta Con El Oxígeno Activo

A pesar de la extraordinaria calidad del agua que se obtiene con este método de tratamiento químico, el OXÍGENO ACTIVO es un producto hoy por hoy considerablemente más caro que el cloro. Mantener una piscina con este tratamiento puede representar un incremento de entre un 50% y un 100% en los costes de mantenimiento, frente a un tratamiento convencional con cloro. La temperatura del agua tiene una influencia determinante en la cantidad de OXÍGENO necesaria para garantizar la desinfección. Con una temperatura sostenida de 24-25 ºC, el consumo y en consecuencia el coste de mantenimiento ya es notable. Cuando la temperatura del agua alcanza los 26-27 ºC el consumo de OXÍGENO ACTIVO en la piscina puede llegar a duplicarse. Por encima de 27 ºC de temperatura del agua, mantener la piscina con OXÍGENO ACTIVO empieza a ser una tarea muy complicada y puede representar un gasto insostenible. Además el OXÍGENO ACTIVO es un producto muy volátil y su capacidad de desinfección es ligeramente inferior al cloro o al bromo. Esta característica hace que no sea un tratamiento adecuado para aquellas piscinas que habitualmente tienen problemas con métodos de desinfección tradicional, bien porque el sistema de filtración no ofrece un buen rendimiento (equipos viejos y deteriorados, mal instalados o infradimensionados), bien porque soportan una fuerte y frecuente afluencia de bañistas.

Copyrigth © PISCINAS OURENSE - Todos los derechos reservado. Ver Aviso Legal